(51)(1) 475 9671 / 476 1527 [email protected]
¿Cuál es el valor de la resiliencia? – cambio climático

¿Cuál es el valor de la resiliencia? – cambio climático

Las operaciones de búsqueda y rescate después del huracán Harvey se encuentran entre los costos gubernamentales de los eventos climáticos extremos

Con el fin de justificar los costos de capital de los sistemas de energía renovable distribuidos, los propietarios, desarrolladores, fabricantes de equipos, reguladores, empresas de servicios públicos y entidades financieras suelen ser llamados a asignar valores cuantitativos a los beneficios de estas inversiones. Sin embargo, muchos de los valores que la energía renovable proporciona a la sociedad siguen siendo difíciles, sino imposibles, de cuantificar.

El problema es aún más complejo cuando tratamos de comparar el valor de la energía renovable distribuida con el de la energía centralizada (a escala de la empresa de servicios públicos).

¿Por qué el almacenamiento es más valioso con la energía distribuida?

Esta pregunta surgió repetidamente en la reciente Conferencia de Energía Distribuida en Denver, Colorado. El Dr. Peter Lilienthal, fundador y CEO de HOMER Energy, presentó el caso de “Por qué los sistemas híbridos son el futuro de la energía distribuida y de todo el sector energético”, como parte de un panel sobre la integración del almacenamiento de energía.

Dijo que los sistemas de almacenamiento de energía de batería (BESS) crean una serie de flujos de valor muy diferentes. En el caso de las empresas de servicios públicos, el almacenamiento puede proporcionar una inversión diferida en costosas transmisiones, capacidad adicional del sistema y servicios auxiliares como la regulación de frecuencias y el soporte de tensión. A nivel de distribución, los sistemas de energía híbrida proporcionan valor a los usuarios al mejorar la resiliencia.

Pero el mayor valor para el almacenamiento, dice Lilienthal, está detrás del medidor de un cliente individual. A ese nivel, la energía renovable y los sistemas de almacenamiento añaden aún más valor, porque la mayoría de las interrupciones ocurren a nivel de distribución. Además, los sistemas distribuidos con almacenamiento pueden proporcionar beneficios financieros directos a los clientes, tales como oportunidades de nivelación de los picos y reducción potencial de los cargos por demanda, especialmente si la empresa de servicios públicos ha implementado tarifas de Tiempo de Uso (TOU). A medida que se añadan más recursos renovables a nuestro sistema energético, estos flujos de valor serán cada vez más importantes.

Comprendiendo el valor cualitativo de la resiliencia de las microgrids

A pesar del enorme costo de los desastres naturales relacionados con el clima, todavía no está del todo claro cómo podemos definir el valor de la resiliencia y aplicar esos ahorros a un proyecto de microgrid determinado. ¿Qué deberían pagar los clientes por la resiliencia? Tenemos cada vez más datos sobre el costo de los fallos de la red. S & C Electric produce un estudio anual sobre los impactos de los apagones para los clientes de C&I en varios sectores de la industria. Su informe de 2018 dice que el 18 por ciento de los clientes de C&I sufrieron un impacto financiero de $100,000 o más por fallas en el suministro eléctrico y otro 19% por apagones con un costo de $50,000 o más.

Amy Simpkins, CEO de mμGrid Analytics, también habló en la Conferencia de Energía Distribuida de Denver en una sesión llamada El Valor Económico de la Confiabilidad y la Resiliencia. En una presentación titulada “What Does Resilience Mean to You”, propuso que los desarrolladores de microgrids comenzaran por explorar esta cuestión con sus clientes.

El primer paso para definir este valor, dice Simpkins, es crear una “narrativa” en torno al caso de la resiliencia. Simpkins dice que en el proceso de diseño de una microgrid para la resiliencia, se deben hacer las siguientes preguntas:

  • ¿Qué tipo de apagones se pueden esperar y cuánto tiempo pueden durar?
  • ¿Cómo sería un “día en la vida” de un sistema microgrid aislado?
  • ¿Qué tipo de soluciones, de hardware, arquitectónicas u operativas, podrían aplicarse para corregir una interrupción?
  • ¿Qué factores humanos podrían estar involucrados en el tratamiento de la pérdida de potencia?

Sólo después de que se discutan estos factores potencialmente cualitativos y específicos del sitio y se llegue a un acuerdo sobre lo que se espera, los desarrolladores de microgrids deben comenzar a asignar valores cuantitativos a la microgrid. ¿Cuál es el nivel de confianza con el que la microgrid puede servir a cargas críticas cuando está funcionando en modo aislado? ¿Qué valores podrían asignarse a la prevención de pérdidas económicas, a la prestación de servicios de emergencia e incluso a las vidas que se salvan?

Finalmente, dijo Simpkins, para entender la resiliencia de un sistema dado, se debe realizar un análisis estocástico para determinar la probabilidad de que ocurran ciertos eventos.

  • ¿Qué eventos meteorológicos se predijeron?
  • ¿Cuánto tiempo podría funcionar el generador?
  • ¿La energía solar fotovoltaica estaría produciendo constantemente?

Concluyó recordando a la audiencia que era una buena idea tener una generación firme como respaldo, urgiéndoles a no depender completamente de los equipos y a asegurarse de considerar cuidadosamente los factores humanos y operativos.

20/Noviembre/2019
Lili Francklyn

www.microgridnews.com

cenergía

El Centro de Conservación de Energía y del Ambiente – CENERGIA, es una institución especializada cuyo propósito es promover la eficiencia energética en todas las actividades económicas del País. Elabora estudios para las instituciones normativas y regulatorias del sector energía; implementa proyectos destinados a la aplicación de buenas prácticas en el uso de los energéticos en las empresas, realiza estudios de medidas para la prevención y mitigación de los impactos negativos en el ambiente de las actividades productivas y de servicios en el país.

Deja un comentario